RSS twitter.com Facebook Boletín por Correo
Google+

Foro MiMecánicaPopular
Suscríbete al Boletín
Video del día (1)
Búsqueda personalizada

Webs Amigas
El Taller
de Rolando

Todo sobre Hornos Artesanos







Políticas de privacidad



Click para ver más grande Estás leyendo parte de la revista de Junio de 1965
Recomienda este artículo a un amigo Recomienda este artículo a un amigo
Guías para cortar fácilmente juntas de cola de milano

NO SE PUEDE NEGAR que las juntas de cola de milano mejoran la calidad de cualquier trabajo de ebanistería -y que constituyen las mejores uniones para gavetas y otros conjuntos de tipo de caja que tienen que someterse a un movimiento frecuente. También son juntas de lo más atractivas, por lo que resulta irónico que siempre estén ocultas. De hecho, el propósito de una junta de cola de milano parcial es quedar invisible cuando la gaveta está cerrada. Es posible que sea esa la razón por la cual los aficionados a la ebanistería no utilicen juntas de cola de milano: creen que no vale la pena aprender a formarlas, debido a que nadie las ve.
Así pues, en caso de usar juntas semejantes, en la mayor parte de los casos se valen de guías desbastadoras comerciales, como lo hacen también muchos talleres profesionales de ebanistería. Tales guías producen juntas fuertes, pero no pueden crear auténticas juntas de cola de milano totales ni las nítidas juntas parciales que se utilizan en las gavetas de muebles viejos de alta calidad. Estas juntas siempre han tenido que hacerse a mano, como continuará ocurriendo en lo futuro.
Pero las guías de fácil hechura que se detallan en estas páginas lo libran a uno del trabajo que representa el trazado de los cortes y el uso de un serrucho. Y no tiene usted por qué comprar equipo adicional; ni siquiera una broca especial para colas de milano. Las plantillas de la desbastadora se aseguran al trabajo. Hay una para cortar los dos tipos de juntas de cola de milano que se muestran arriba (armadas) y abajo (separadas). Estas colas de milano son más anchas que las juntas comunes. Las líneas centrales de los receptáculos para los separadores pueden estar separadas por una distancia de 2" ( 5.08 cm), dependiendo de la altura de la gaveta. Los receptáculos con un ancho mayor que el de los cortes de la plantilla se deben cortar con dos posiciones de la guía, izquierda y derecha.
La segunda guía es para cortar colas de milano múltiples de tipo total, como la que se muestra en el esquema inferior a la derecha de esta página. La veta de extremo resaltará tanto en las colas de milano como en los pasadores al armarse esta junta "total". Constituye un adorno muy atractivo para las esquinas de cofres y otros muebles pequeños. Esta guía, o una variación de ella, también resultaría útil para cortar colas de milano de tipo total en sillas o en marcos en que se desea una gran resistencia.



Centre el corte A derecho (vea el esquema de abajo) sobre la línea central de los receptáculos de las espigas y sujételo con dos prensas C (izquierda). Desbaste el primer receptáculo, luego desplace la guía para insertar el bloque indicador en el corte (centro) y desbaste los dos receptáculos siguientes. Hecho esto, trace las colas de milano con la regla T (derecha)
USO DE LA GUIA PARA COLA DE MILANO TOTAL
Termine las colas de milano con una sierra (izquierda) recortando pequeñas cuñas de cada lado del receptáculo. Ponga el borde de las colas de milano sobre el extremo del miembro lateral y marque los contornos de los receptáculos con un lápiz (centro). Alinee el recorte B con las marcas, fije la guía y desbaste (derecha). Luego, mueva la guía a la posición siguiente

Click en la imagen para ver más grande y clara
Click en la imagen para ver más grande y clara
La guía para colas de milano de tipo total consiste en una plantilla hechoa de fibra templada, fijada a un madero para formar una T. Se añade un pequeño bloque de madera dura para disponer las ranuras de los receptáculos (A). Observe que las ranuras traslapan la madera dura por una distancia de 1/4". Esto es necesario para cortar a través de la madera dura, ya que el collarín de guía de la desbastadora aparta la broca cortadora del extremo y de los bordes de la ranura

Ambas guías son para usarse con una plantilla de desbastar de 7/16" (1.11 cm) de diámetro y una broca desbastadora de norma de 5/16" (7.9 mm). Esta combinación permite efectuar un corte de 1/16" (1.58 mm) dentro de los contornos de la plantilla. Si primero hace la pequeña regla T, puede usted usarla para establecer los ángulos de las colas de milano en las guías.
Una vez que se hayan cortado las piezas delanteras, traseras y laterales de las gavetas al tamaño indicado -asegurándose de que todos los cortes de extremo se hallan a escuadra-se encontrará listo para usar las guías, tal como se muestra en las fotos correspondientes.
Se comienza cortando los receptáculos de las espigas en los dos extremos de dos miembros de la gaveta.
Con la guía múltiple para colas de milano de tipo total, primero se establecen las líneas centrales de los receptáculos a intervalos de 1 5/8" (4,1 cm). Abajo se muestra la manera más fácil de hacer esto. Luego se ajusta la profundidad de corte de la desbastadora a 11/64" (4.3 mm) más que el espesor combinado del miembro lateral y de la plantilla. Después de cortarse las ranuras de los receptáculos de las espigas, es fácil recortar cada lado a un ángulo de 8 grados para formar las colas de milano entre ellos. (Podría usted evitarse este paso utilizando una broca abusada para colas de milano, pero casi todos los tipos comerciales son demasiado cortos y tienen una conicidad muy pronunciada para esta aplicación) .
Tanto la pieza delantera como la pieza trasera se convierten ahora en la plantilla de trazado para marcar los receptáculos de las colas de milano en la veta de extremo del miembro lateral. Debido a posibles discrepancias en los cortes, conviene siempre marcar con las colas de milano que se encolarán dentro de los receptáculos que se están marcando. Si ha cortado usted la plantilla correctamente, el recorte B que aparece en el diagrama debe coincidir con los contornos de la veta de extremo, quedando 1/16" (1.58 mm) fuera de las líneas.
Asegure la guía en posición, desbaste los receptáculos de las colas de milano uno a uno, con la broca ajustada de manera igual que cuando cortó usted las ranuras de los receptáculos de los pasadores.

Las colas de milano más anchas requieren una guía especial. Aquí se encuentra dispuesta para cortar receptáculos parciales en la pieza delantera. Alinee el recorte D con los contornos de las colas de milano (foto derecha) Corte y marque las colas d emilano de tipo ancho y parcial, siguiendo las indicaciones en la página 71, exepto que las colas de milano en los extremos de los lados son más cortas que el espesor del miembro delantero
La guía para gavetas se arma de igual manera que la primera guía, pero tiene cortes de diferentes profundidades para colas de milano parciales en los frentes de las gavetas y colas de milano en los dorsos

Con la guía de gaveta el procedimiento es casi idéntico. Ha sido concebida para usarse con madera común para gavetas, en que el frente usualmente .tiene un espesor de 1" (2.54 cm) -espesor real: 3/4" a 13/16" (1.9 a 2.06 cm)- y donde los lados y el dorso tienen, por lo general, un espesor de l/2" (1,27 cm). Como las colas de milano en el extremo delantero del miembro lateral normalmente atraviesan más de la mitad del miembro delantero, es necesario determinar la profundidad de los receptáculos de los pasadores mediante un paso especial. Dentro del tornillo y en posición vertical, asegure una pieza sobrante del mismo espesor que el miembro delantero, y asegure la guía sobre el extremo. Utilizando el recorte D y ajustando la broca a ojo de buen cubero, corte un receptáculo de muestra en la pieza sobrante.
A continuación, quite la guía y coloque la pieza sobrante de plano sobre el banco de trabajo y con el receptáculo hacia arriba. Asiente la broca sobre la superficie, con la punta extendiéndose a lo largo del receptáculo, y ajuste la profundidad de corte de acuerdo con la profundidad de este receptáculo más el espesor de la plantilla de tabla de fibra. Este será el espesor correcto para los receptáculos de los pasadores de los miembros laterales.
Marque las líneas centrales para los receptáculos y corte las ranuras para ellos. Como su número es menor y su espaciamiento puede variar, esta guía proporciona una sola ranura y elimina el uso del bloque indicador. Simplemente se centra el recorte A sobre cada línea central marcada a lo largo de la veta de extremo del miembro lateral. Acabe de dar forma a los receptáculos de los pasadores en la sierra de vaivén, tal como se hizo antes, después de trazar sus contornos con la pequeña regla T. Transfiera el diseño resultante de colas de milano al extremo del miembro delantero y coloque el recorte D alrededor de estas líneas. Si el lado de la gaveta se ha de colocar al ras con el extremo del miembro delantero, ajuste la profundidad de corte de la desbastadora al espesor combinado del lado y la plantilla. Si se ha de formar un reborde en la pieza delantera de la gaveta, aumente la profundidad de corte correspondientemente. Después de desbastar loa receptáculos de las colas de milano. Afile las esquinas redondeadas.
Es posible que el primer ajuste de prueba indique que tenga que cepillar un poco. Claro está que no hay que armar ninguna de las juntas hasta cortar todas las colas de milano y los receptáculos en ambos extremos de cada miembro. Luego se aplica cola cuidadosamente sobre las superficies coincidentes y se arma la junta. Esta se arma de una sola manera y se desarma también de una sola manera. Si la junta ha de resistir tensiones, su diseño no debe permitir que estas tensiones se apliquen en dirección del armado. Examine de nuevo los esquemas en la página 70. La tensión que produce la abertura y el cierre de la gaveta podría hacer que la junta se separara directamente hacia adelante o hacia atrás.
Las tensiones resultan menos importantes cuando se trata de un mueble con colas de milano múltiples de tipo total, por lo que la junta se puede voltear para que sirva de toque decorativo. Una vez que la haya lijado y aplicado un acabado natural para hacer resaltar los contrastes de la veta, tendrá usted una junta tan buena como la que producían los maestros ebanistas de antaño.

Fuente: Revista Mecánica Popular - Volumen 36 - Junio 1965 - Número 6


Mecánica Popular-Copyright (c) 2010 Hearst Communications, Inc. All Rights Reserved.
Idea original de Mi Mecánica Popular por: Ricardo Cabrera Oettinghaus